6.21.2006

SENO VIRGINAL

Pecho oportuno y virginal seno. Alimento del niño. Esta representación de la virgen con el niño es una maravilla del Renacimiento. Una madonna acogedora, serena, blanca, atenta, respetuosa. Tal como -tal vez- querían los varones el modelo de mujer, y tal vez aquella mujer del amor cortés, que tan de cabeza trae a los críticos en sus interpretaciones de qué representa, qué es realmente.
Si se observa la Virgen lleva la cabeza totalmente rapada, o con pelo tenue, frente al niño que pelirrojo o rubio parece.